Typo un teclado físico para el iPhone

Muchas veces oímos como muchas personas se quejan de los teclados virtuales, haciendo una especie de oda a aquelteclado físico que traía alguno de sus primerizos teléfonos móviles (dumbphones). Para todos aquellos que posean un iPhone y quieran volver a revivir esa experiencia, llega Typo, una funda con teclado retroiluminado que estará disponible a partir de enero del 2014.

Typo-teclado-físico-iPhone-800x400

Recuerdo la primera vez que utilicé un teclado virtual en un smartphone, fue en un iPhone 3G. Durante los primeros días te sentías como en tu primera vez en un restaurante japonés: disfrutando de la experiencia pero aún faltaba bastante para aprender a manejar los palillos con soltura.

Muchos usuarios nos hemos acostumbrado, pero otros siguen echando en falta un teclado físico en su dispositivo móvil. Para todos aquellos que quieran combinar ambas propuestas llega Typo, una especie de funda para el iPhone que trae un teclado completo en la parte inferior, el cual se ha hecho realidad gracias al apoyo económico de la estrella de Hollywood Ryan Seacrest.

Afirman que se gana un 40% más de pantalla
Como vemos, al poner esta funda el iPhone se convierte en una especie de iBlackBerry, cambiando totalmente el aspecto externo del dispositivo. Lo que más me llama la atención es que el teclado sea retroiluminado, facilitando la escritura en entornos con poca iluminación. El resto de características serían:

  • Compatibilidad: iPhone 5 y 5s
  • Peso: 40 gramos
  • Dimensiones: 6.2mm x 14.1mm x 1mm
  • Batería: 180 mAH
  • Conectividad: Bluetooth 3.0

Entre sus otras bondades, afirman que ganamos un 40% más de pantalla, ya que el teclado virtual desaparecerá por completo. Lo que no se detalla es si existirán “versiones internacionales” del mismo, algo que los usuarios españoles agradecerían bastante. Desde este momento es posible hacer una reservar en la página web de Typo, ya que empezarán a enviar las primeras unidades a partir de enero del 2014. El precio es de 99 dólares (unos 72 euros), una cifra que tendrán que valorar aquellos que echen de menos sus teclados físicos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *