Samsung Galaxy S4 vence al iPhone 5 en un test brutal

Samsung Galaxy S4 vence al iPhone 5 en un test brutal. Los vídeos sobre test de resistencia a veces pueden dañar la sensibilidad de quienes los ve, pero suelen ser muy ilustrativos para demostrar realmente que terminales tienen más aguante ante determinadas situaciones. Hoy traemos un vídeo en el que se somete a uno de estos test al Samsung Galaxy S4 frente al iPhone 5 a ver cuál de los dos soporta mejor este calvario.

Test resistencia S4 vs iPhone 5

Los test de resistencia pueden herir la sensibilidad de quien lo esté visionando sobre todo si es un propietario de uno de los terminales que se somete a la prueba. Hoy vamos a mostraros uno de estos test, realizado por los chicos de Cnet, en el que se somete a diversas pruebas a un Samsung Galaxy S4 y a uniPhone 5 para ver cuál de los dos soporta mejor (en la medida de lo posible claro) estas situaciones que parecen exageradas pero que realmente nos pueden pasar a cualquiera con nuestro teléfono.

En primer lugar lo que se quiere comprobar es la resistencia al agua de ambos dispositivos y para ello los sumergen en dos cubetas de agua a la vez. El resultado la verdad es impresionante ya que a los 24 segundos de introducirlo, el iPhone 5 directamente se apaga, mientras que el Galaxy S4 aguanta bastante rato hasta que empieza a parpadear la pantalla y a los 2 minutos 22 segundos, se apaga. Después lo que hacen después de secar bien los terminales es enterrarlos en un recipiente con arroz, para absorba el agua sobrante. Transcurridos cuatro días los sacan y proceden a encender los teléfonos y oh sorpresa, el Galaxy S4 se enciende inmediatamente como si nada mientras que el iPhone 5 no responde, es necesario conectarle el cargador, y de esta manera por fin arranca pero comprueban que aún tiene bastante agua alojada en la pantalla.

Tres pruebas más en las que el Samsung Galaxy S4 se erige vencedor

Tres pruebas más les queda por soportar a los terminales, en este caso algo que es muy habitual meterse en teléfono en el bolsillo o en el bolso junto con las llaves, por lo que cuando lo sacamos nos encontramos con sorpresas como se nos ha rallado la pantalla. Por lo que, con una llave rayan las pantallas para ver cuál de las dos aguanta más. Pero en este caso ambos terminales resultan con la pantalla más o menos igual de arañada.

La siguiente prueba es una caída sobre un bloque de hormigón, en la que desde una altura considerable dejan caer los móviles, en este caso la pantalla del iPhone 5 nada más caer se hace añicos casi por completo, mientras que la del Galaxy S4 sale indemne, solamente se astilla una de las esquinas del terminal. Es necesaria más de una caída hasta que definitivamente la pantalla del S4 se hace añicos. Por lo que en este apartado el S4 también supera al de Apple.

Para terminar el suplicio de los suplicios que acaba definitivamente con los terminales, es someterlos a una prueba de presión, colocándolos bajo la rueda de un todo terreno. Definitivamente los teléfonos acaban destrozados por completo, pero es curiosa la forma en que lo hacen uno y otro. En el iPhone 5 las piezas saltan disparadas mientras que el Samsung Galaxy S4 se arruga hasta que queda despedazado.

En conclusión, ante estos tres test el que mejor soporta tanto el agua como las caídas es el Samsung Galaxy S4, aunque el iPhone 5 no se queda atrás, por algo son terminales de gama alta. A continuación os dejamos el vídeo:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *