Samsung Galaxy S3 tiene nuevas prestaciones gracias a Jelly Bean

Samsung Galaxy S3 tiene nuevas prestaciones gracias a Jelly Bean. La llegada de una versión del sistema operativo a un terminal de gama alta como el Samsung Galaxy S III siempre es noticia porque supone una mejora en el rendimiento del equipo. En el caso de Android 4.1.1 Jelly Bean, sin ser un cambio radical respecto a Ice Cream Sandwich, su finalidad es optimizar y perfeccionar la capacidad de respuesta de la interfaz de usuario, de forma que esta se convierte en la herramienta perfecta para su manejo.

Más allá de las mejoras del sistema operativo que siempre se le suponen a una nueva versión cuando llega al mercado, lo más destacable de Jelly Bean en el Samsung Galaxy S III es su actuación sobre la interfaz de usuario. Android 4.1 pretende que el manejo y el movimiento de la UI sea muy sensible, moldeable y rápido, tanto es así que se le ha llamado “Proyecto Mantequilla” por optimizar su aceleración vía hardware. A tal punto llega este concepto que la idea es poder anticipar incluso dónde va a tocar nuestro dedo cuando pasamos de una pantalla a otra.

Barra de notificaciones en S3 con Jelly Bean

Google ha aprovechado el lanzamiento de Jelly Bean para introducir también herramientas como Google Now, un asistente personal inteligente que se activa al utilizar la opción de “búsqueda” y que hace recomendaciones, responde preguntas y realiza ciertas acciones vía servicios web. También se ha mejorado el apartado de las notificaciones ya que, dadas las capacidades de los terminales inteligentes de última generación, este menú es francamente importante. Por ejemplo, si tenemos un aviso de una llamada, desde esta barra podemos contestar, ignorar o colgar. Lo mismo ocurre si queremos o alguien quiere compartir imágenes con nosotros, o con el control de música.

Google Now en el Galaxy S3

Google Now en el Samsung Galaxy S3

Más intuitivo

Esta es una de las cosas que pretende Google con Jelly Bean, de aquí el “Proyecto Mantequilla” y el aprovechamiento de la gran pantalla del Galaxy S III para darle un nuevo estilo a los widgets y explotar la pantalla de inicio para tener una configuración de aplicaciones más personalizada. Jelly Bean nos ofrece una mayor libertad a la hora de colocar, arrastrar, trasladar o mover los widgets, con opción de cambio automático del tamaño para ajustarse al espacio disponible –redimensionamiento automático–, y recolocación de los iconos que ya tenemos en pantalla.

Widgets en el Galaxy S3

Widgets en el Samsung Galaxy S3

Similar al modo “no molestar” el iOS 6, con Jelly Bean también podremos desactivar llamadas entrantes, alertas, bloquear notificaciones o cualquier alarma para un periodo de tiempo determinado. Además se han introducido mejoras en la aplicación gestora de la cámara de forma que consigue una mejor integración con la galería de imágenes. Esto sin contar con que tenemos nuevos filtros y modos, tanto para imágenes fijas como en movimiento, y que podemos editar y combinar vídeos diferentes con el terminal.

Modo no molestar en el Galaxy S3

Otra de las aplicaciones propia de Jelly Bean –que tenemos que descargar de Google Play–, y de la que ya hemos hablado en otras ocasiones, es Pop Up Play que permite ver y tener un vídeo en pantalla mientras realizamos otras acciones con el terminal. La reproducción aparece en una ventana flotante que podemos mover por la pantalla delGalaxy S III. Te dejamos este vídeo para que veas cómo funciona.

Fuente: Zonamovil

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *