Prueba secreta que emplea Google para contratar personal

Parece que para trabajar en Google no hace falta pasar una minuciosa prueba de . Las búsquedas sobre programación que hizo el Max Rosett en el lo llevaron a conseguir un en la compañía tecnológica.

1482760_0

comenzó cuando el futuro ingeniero buscó en información sobre las funciones lambda en Python, un lenguaje de programación. Los típicos resultados de búsqueda aparecieron, pero algo más sucedió entonces. “Los enlaces azules aparecieron, pero luego ocurrió algo inusual”, narró Rosett en The Hustle.

Los resultados de la página de búsqueda comenzaron a dividirse a la mitad de forma horizontal. Una caja negra apareció con el mensaje: “Estás hablando nuestro lenguaje. ¿Aceptas el reto?”, junto a tres opciones: “Quiero jugar”, “No, gracias” y “No me muestres esto otra vez”. Rosset aceptó el reto.

Al hacer clic, el estudiante llegó a una interfaz similar a UNIX. En ella se mostraban cinco pruebas, que debían ser solucionadas antes de 48 horas. Rossett se puso manos a la obra. Este examen requería conocer algo de algoritmos y programación. Al superarlo, se le plantearon cinco retos más, que el ahora candidato superó durante los siguientes quince días.

“Tras resolver el sexto problema, se me dio la opción de introducir mi información de contacto”, explica Rosett, que introdujo su número de teléfono y dirección de email. A los dos días un cazatalentos de Google le escribió un email para pedirle su currículum.

Se trataba de un particular método de Google para contratar personas con cierto nivel de conocimientos informáticos, utilizando ciertas palabras claves ingresadas por un usuario en el buscador.

Luego de recibir el email de Google, Rosset participó en un proceso de reclutamiento “normal” en la sede de la compañía hasta que le ofrecieron un trabajo que terminó aceptando.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *