Pantalla curva del Samsung Galaxy Round mejora visibilidad en exteriores

Pantalla curva del Samsung Galaxy Round mejora visibilidad en exteriores. Durante las últimas semanas hemos asistido a la presentación de los dos primeros smartphones con pantalla flexible. Hablamos de los Samsung Galaxy Round y LG G Flex. Evidentemente ambos destacan por su estética, pero su diseño curvo no busca solo atraer al cliente por la imagen del producto. La curvatura del display también aportará importantes novedades a nivel técnico.

Curvatura del display del Samsung Galaxy Round

Desde hace tiempo escuchábamos que los smartphones del futuro integrarán un display flexible, curvo, aunque a esta idea siempre se le ha asociado prototipos de terminales con carcasas igualmente flexibles. No es el caso, al menos por ahora, ya que esta novedad tecnológica no solo busca atraer las miradas de los potenciales clientes. Detrás se esconden mejoras técnicas de consideración.

Algo más que un diseño poco convencional

Los Samsung Galaxy Round y LG G Flex son algo más que dispositivos con los que innovar en diseño. Y es que las pantallas flexibles que incluyen ofrecen propiedades ópticas que repercutirán positivamente en la experiencia de usuario. Son algunas de las conclusiones a las que han llegado desde DisplayMate, una organización especializada en el análisis de pantallas y tecnologías asociadas a estas.

Shoot-up, controlando los reflejos

Una de las principales ventajas de las pantallas flexibles es que su curvatura ofrecerá una mayor visibilidad en ambientes luminosos como exteriores. La razón habría que buscarla en el reflejo de la luz sobre la pantalla, entre otros efectos ópticos. El resultado son imágenes más nítidas, con más contraste y colores más reales. En el caso del Samsung Galaxy Round, la curvatura del display OLED es muy ligera. Los bordes de ésta tan solo se elevan del centro de la misma una distancia de 2.66 milímetros. Sin embargo es suficiente para evitar el reflejo.Calidad de imagen de la pantalla del Galaxy Round

Menos brillo, más autonomía

Además, la mejora de la imagen en exteriores fomentará una reducción del consumo energético de la propia pantalla. Y es que al evitar los reflejos no es necesario que el sensor de luz aumente el brillo del panel al máximo. De este modo, tal y como podéis averiguar, el sistema estará calibrado para ofrecer una menor intensidad en la iluminación y, por consiguiente, se consigue un ahorro energético. No obstante, por ahora no se ha cuantificado el porcentaje del ahorro energético y en qué medida afectaría en la autonomía proporcionada por la batería.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *