Nokia también se apunta a los móviles flexibles

El futuro de los teléfonos móviles son aquellos plegables o flexibles, que podremos introducir en nuestro bolsillo sin que se rompan y que incluso podremos doblar a nuestro antojo. No se trata de una tecnología de ciencia ficción dado que empresas surcoreanas como Samsung o LG ya han experimentado con ello y parece que ya cuentan en la recámara con este tipo de teléfonos móviles.

Tras resurgir y lanzar su Nokia 6 hace escasos días, la compañía finlandesa presentará nuevos terminales durante el Mobile World Congress, y seguramente ninguno de ellos contará con pantalla flexible. No obstante la compañía registró el pasado 2013 una patente que hablaba de un nuevo teléfono con tecnología de pantalla flexible, en una patente que fue aprobada por la Oficina de Marcas y Patentes de Estados Unidos el pasado mes de septiembre.

 

Esta patente de Nokia habla de un dispositivo con partes flexibles conectadas entre sí, y que son movibles al respecto de una configuración central, posiblemente de una bisagra. Los analistas de la firma Strategy Analytics estiman que para este año se lanzarán los primeros teléfonos flexibles y que para 2022 ya tendremos 163 millones de teléfonos plegables en el mercado, no un gran número pero ya ciertamente considerable.

Uno de los proyectos más esperados es el móvil flexible de Samsung conocido como Galaxy X, que bien podríamos acabar viendo a finales del presente año. También LG ha estado presentando este tipo de pantallas flexibles y es probable que puedan mostrar algún prototipo de teléfono en alguna feria tecnológica. Que Nokia acabe entrando o no en este futuro mercado de los teléfonos flexibles, estará por ver.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *