Las 5 claves del LG G6 que debemos tener en cuenta

En LG han sabido innovar y reinventarse. Tras crear un móvil modular como el LG G5, ahora cambian radicalmente de tercio para apostar por la pantalla panorámica. Un móvil que llama la atención por su diseño, en el que el panel es el auténtico protagonista. Y es que introduce una pantalla de 5,7 pulgadas en el tamaño de un móvil habitual de 5,2.

Es el tope de gama de LG para este año 2017. Y se nota en sus acabados Premium, y en sus características técnicas, y en su precio de 750 euros, claro. Aquí repasamos los 5 puntos más importantes del LG G6, por si estás pensando en hacerte con él.

Todo pantalla

Como decimos, la pantalla del LG G6 es lo más importante. Algo que refleja su lema “todo pantalla”. Y es que cuenta con un panel con un formato novedoso en el mundo móvil de 18:9. Es decir, más panorámico, más alargado. Prácticamente todo el frontal del móvil es pantalla. Los marcos son realmente ínfimos. Y ¿para qué contar con un panel tan alargado? Pues muy fácil, para disfrutar de la visión panorámica, en horizontal. Algo que en el cine ya se ha explotado desde hace años. Una imagen adaptada a la visión humana para disfrutar de películas, series, juegos y demás contenidos audiovisuales a toda pantalla.

LG G6

Pantalla 5,7, QuadHD+ de 2.880 x 1440 píxeles (640ppp), 18:9
Cámara principal Dual 13 megapíxeles, f/1.8 y gran angular con f/2.4, vídeo 4K
Cámara para selfies 5 megapíxeles, f/2.2, vídeo Full HD
Memoria interna 32 GB / Ampliable a través de tarjeta microSD
Ampliación microSD de hasta 2 TB
Procesador y memoria RAM Snapdragon 821, 4 núcleos (2 x 2,4 GHz y 2 x 2 GHz) / 4 GB de RAM
Batería 3.300 mAh, carga rápida 3.1
Sistema operativo Android 7 Nougat
Conexiones BT 4.2, GPS, USB de tipo C, NFC, diferentes sensores
SIM nanoSIM
Diseño Metal y cristal, certificado IP68, lector de huellas dactilares
Dimensiones 148,9 x 71,9 x 7,9 milímetros
Funciones destacadas Pantalla con formato 18:9. Foto cuadrada y diferentes montajes. Salto entre objetivo estándar y gran angular
Fecha de lanzamiento 13 de abril
Precio 750 euros

Las 5,7 pulgadas de diámetro de pantalla se traduce en más de 14 centímetros de visión. Una pantalla que LG ha denominado FullVision precisamente por su formato, y es que ocupa la visión panorámica de la persona. Pero tampoco hay que perder de vista la resolución del panel, que es de QHD Plus, es decir, una resolución 2K vitaminada. Concretamente: 2.880 x 1.440 píxeles. En total 650 píxeles por pulgada. Una calidad de imagen realmente elevada.

LG G6 todo pantalla

Y no solo se ve bien porque muestra imágenes realmente definidas gracias a su resolución, también por el resto de tecnologías que incluye. Concretamente la tecnología HDR10, es decir, el alto rango dinámico. Algo que nos permite disfrutar de imágenes con más color, a pesar de que haya claros y oscuros en el mismo encuadre. Es decir, más calidad, más tonalidades, una imagen más natural…

Y Netflix da fe de ello. Los contenidos de esta plataforma están adaptados para disfrutar de esta tecnología HDR. Y lo mismo sucede con Dolby y su tecnología Dolby Vision. Cuestiones que llevan el brillo de esta pantalla a los 10.000 nits, y una capacidad de representar colores de 12 bit. Prácticamente la calidad de los mejores televisores de LG, pero en una pantalla que está siempre en el bolsillo. Así que ver series y películas en el LG G6 es una experiencia de calidad, tanto por la forma (sus 18:9) como por el contenido (toda la tecnología que encierra).

LG G6 hdr10 dolby vision

Multitasking real

Hay una virtud extra en esto de tener una pantalla especialmente alargada. Puedes contar con un espacio mucho más amplio para disfrutar de dos aplicaciones a la vez. Pero a la vez en tiempo real de verdad. Sus 5,7 pulgadas pueden dividirse en dos cuadrados perfectos. Espacio más que de sobra para ejecutar dos aplicaciones a un gran tamaño para que sigan siendo útiles y prácticas a pesar de este formato novedoso.

Por ejemplo, puedes consultar tu perfil de Facebook y ver a la vez uno de los vídeos de tuexperto en la aplicación de YouTube. O leer nuestra reseña del LG G6 en nuestra web mientras consultas el tiempo allá donde vas a ir de vacaciones. Las posibilidades son casi infinitas, y es que la mayoría de aplicaciones permiten la multiventana. Algo que llega de serie en el LG G6 gracias al sistema operativo Android 7. Solo hay que pulsar el botón de aplicaciones recientes y elegir que dos aplicaciones mantener en pantalla gracias al icono que aparece en sus respectivas pestañas. Así de fácil.

LG G6 multitarea

Esta pantalla panorámica también se utiliza en la aplicación de cámara de LG. Gracias a su formato permite aprovechar media pantalla para mostrar la foto recién tomada. Puedes encuadrar la escena y tomar la foto y no tener que saltar a la galería para ver el resultado. Aunque aparece en formato cuadrado, es posible ver la foto tomada y seguir observando, en la otra mitad de la pantalla, el encuadre de la cámara. Así no se escapa ninguna escena y puedes saber en todo momento si la foto ha sido buena o necesitas hacer más capturas. Algo práctico ¿no?

Doble cámara

Otro de los puntos clave del LG G6 es su cámara. Su doble cámara, para ser exactos. Algo que multiplica por dos sus posibilidades fotográficas. Y es que son dos sensores de 13 megapíxeles de gran calidad. Los resultados son de lo mejor que se puede encontrar en el mercado móvil durante lo que va de 2017. Pero la clave de la doble cámara está en sus dos objetivos, que son distintos para aprovecharlos según la ocasión. Uno es un gran angular con una apertura de f/1,7 capaz de captar toda una escena sin alejarse de ella. El otro es un teleobjetivo con una apertura de f/2,4. Es decir, una cámara que es capaz de captar elementos lejanos sin perder calidad con el zoom, que es de hasta 8X.

En definitiva, la cámara doble del LG G6 es todo terreno. Si hay que captar una gran escena, con un paisaje amplio, el gran angular cumple sobradamente. Su luminosidad permite captar todo lujo de detalles incluso en escenas oscuras. Además es un objetivo bastante fiel en cuanto a representación del color. Si hay que captar un detalle lejano o una escena normal, sin gran amplitud, el teleobjetivo resuelve la acción como la cámara principal de un terminal. Es un objetivo algo menos luminoso, pero capaz de captar todos los detalles.

En cuanto al vídeo, el LG G6, también cumple. Su cámara es capaz de captar escenas 4K, con un estabilizador de imagen que resuelve muy bien la agitación y temblores. La calidad resultante permite captar momentos con todo lujo de detalles, con sonido de alta definición y sin temblores.

LG G6 doble cámara

Y la cámara para selfies tampoco se queda atrás. En este caso el sensor es de 5 megapíxeles, y un objetivo gran angular capaz de captar 100 grados de la escena. Todo con una apertura f/2.2, por lo que resulta útil también en escenas oscuras. Sin que nadie quede fuera del selfie.

Diseño con curvas

El LG G6 puede presumir de personalidad. Y es que es un móvil con identidad propia gracias al diseño que han elegido en LG. En él la curva es la auténtica protagonista del conjunto. La descubrimos en las esquinas redondeadas. Y también en los laterales. Algo que, por cierto, hace que sea realmente cómodo y ergonómico en el agarre. A pesar de ser un móvil largo, cualquier mano media es capaz de abarcar todo su ancho para asirlo con firmeza. Tan solo llegar al extremo de su pantalla especialmente alargada se hace algo más complicado con una sola mano.

Hay que hablar de un terminal Premium también en fabricación y no solo en sensaciones. El LG G6 está construido sobre un chasis metálico que le otorga robustez, con una carcasa de cristal que ofrece ligereza y un diseño atractivo. Es, por tanto, un móvil mimado en los detalles para lucir y sentirse de calidad. Todo ello en un cuerpo de 148.9 x 71.9 x 7.9 milímetros y con un peso de unos 160 gramos. Es posible elegirlo en blanco, en rosa dorado o en plateado. Acabados vistosos y elegantes.

LG G6 diseño con curvas

Y, además, es resistente. Su capa de cristal no se rompe con facilidad. Esto es porque se trata de cristal Gorilla Glass de tipo 5. Por si fuera poco, su diseño incluye certificación IP68. Es decir, es resistente al polvo y al agua. Así que se puede utilizar en la ducha y no hay problema de que se caiga en la piscina. Este LG G6 lo aguanta sin problemas.

Batería para todo el día

Por último hay que hablar de su batería. El quinto punto clave de este análisis. LG ha incluido en su G6 nada menos que 3.300 mAh. Es decir, una batería más que notable y capaz. Pero no es un dato que sorprenda solo sobre el papel. A pesar de su gran pantalla y resolución, esta batería cumple de sobra durante todo el día. La hemos probado con juegos y aplicaciones de todo tipo, y siempre ha superado la jornada sin problema. Incluso si no se abusa de la pantalla con películas y otros contenidos, es posible que la batería aguante unas cuantas horas más.

LG G6 batería para todo el día

Pero este LG G6 está hecho para disfrutar, precisamente, de su pantalla. Así que han incluido una solución alternativa en caso de quedarnos sin batería. Hablamos de la carga rápida. Concretamente, de la tecnología Qualcomm Quick Charge 3.1, que es capaz de cargar al 100 por 100 la batería del LG G6 en una hora y 15 minutos. Es decir, que si se necesita un porcentaje pequeño para acabar la jornada, unos pocos minutos conectado al enchufe son más que suficientes. Cualquier urgencia queda cubierta en caso de que seamos demasiado jugones o cambiemos otras pantallas por la del LG G6 para ver series.

Potente y fluido

No nos olvidamos de su ficha técnica. El LG G6 fue uno de los primeros móviles de este 2017, y es por eso que llegó con el procesador Qualcomm Snapdragon 821. Una evolución del chip estrella de 2016 que sobresale por mejorar su potencia y aumentar la eficiencia. Algo que, con semejante pantalla, era necesario. Además es un móvil realmente fluido gracias a su memoria RAM de 4 GB. Por tanto, es capaz de mover cualquier aplicación o juego del momento sin ningún tipo de problemas ni parones. Puede con todo, incluso mostrando dos de estas aplicaciones en pantalla al mismo tiempo como ya hemos mostrado antes.

LG G6

Tampoco se queda corto en el aspecto del almacenamiento. El LG G6 cuenta con 32 GB de espacio disponible para fotos, apps, vídeos, documentos… Puede antojarse corto, por lo que en LG han incluido ranura para tarjetas microSD de hasta 2 TB. Casi nada…

Y lo mismo se puede decir del apartado de conectividad. No le faltan sensores de movimiento, luminosidad o proximidad. Tampoco se echa en falta la conectividad de Bluetooth 4.2, NFC o un puerto USB tipo C. El LG G6 lo trae todo y actualizado. No nos olvidamos de su lector de huellas dactilares, ubicado en la parte posterior y que funciona de forma realmente rápida.

LG G6 dos objetivos

Por tanto, nos encontramos con un móvil completo en el que la pantalla, el diseño, la cámara y la autonomía son claves. Todo ello por un precio de 750 euros, jugando así en la liga de los móviles estrella de este 2017.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *