Hombres: Porque fallan con las mujeres?

Para nadie es un secreto que las mujeres se reúnen a hablar de los hombres y muchas veces como tema central, según lo revela un artículo titulado “¿De qué hablan ellos y de qué hablan ellas?”. A esto le podemos sumar que las chicas dedican más trabajo cerebral al “dicharacheo”, como lo informa el Dailymail

Reunimos a un grupo de mujeres periodistas quienes hicieron una lista de las cosas que les resta elegancia a cualquier hombre sin importar que tan sexy sea. No está de más echarle una ojeada a este top.

Ser calvo y negarlo: por genética muchos hombres empiezan a quedarse calvos sin importar la edad, pero esto no es un problema, existen calvos muy guapos. El problema empieza cuando intentan ocultarlo con su mismo pelo o, sin importar lo que la naturaleza les esté quitando, se empeñen en hacerse una cola de caballo.

El pañuelo de tela para sonarse: no es muy agradable ver a un hombre sonarse con un pañuelo de tela y luego guardarlo en el bolsillo, sin evitar pensar que tiene que lavarlo después. Es antihigiénico y antiestético. Lo mejor es usar pañuelos desechables.

El pelo grasoso: el pelo sucio es muy evidente y sin importar que sea parte del look, llega un punto en que cruza la línea y se ve desagradable. Si van a tener una cita por primera vez con alguien, no está de más llegar con el pelo limpio y si desean alg´pun efecto para el peinado pueden usar cera o algo de gel (no en exceso)

Calzoncillos blancos tipo tanga narizona: esta es una gran recomendación para las primeras citas: los calzoncillos blancos son los “matapasiones” de los hombres, sobre todo si quieren sorprender a una chica en la cama, nada más sexy que los bóxers sueltos o ajustados.

Piercing en el ombligo: lucir un piercing no es fácil. Es más que un accesorio. Aunque por lo general son las mujeres las que lo llevan en esta parte dle cuerpo, no faltan los hombres también lo lucen. En realidad, no es sexy.

Camiseta esqueleto: por el carácter informal de esta prenda no se aconseja llevarla en clima frio y en clima caliente se permite según la ocasión. Úsela en el gimnasio o mientras realiza alguna tarea doméstica pero no para visitar a su próxima amante.

Muñequeras para el sudor: son excelentes compañeras para los deportistas ya que su función es mantener el sudor aislado o limpiarlo, más allá de este gremio, lucirlas con ropa informal logra una apariencia indescifrable en los hombres, en la que no se sabe si va para el gimnasio o viene de él y olvidó quitarlas.

Manos y uñas sucias: las manos son la carta de presentación por excelencia y dicen mucho de la higiene personal, por lo que si llevan las manos sucias ¿cómo será el resto? Cosas como las uñas largas, una sola uña larga, uñas con mugre y manos sucias dan una pésima primera impresión.

Bozo: sin bigote o con bigote son las opciones más respetables para los hombres, pero el bozo, a menos que tengan entre 10 y 18 años, es antiestético y da la impresión de desaseo, por lo que no lo deberían considerar como una opción.

Balacas o pañoletas en la cabeza: esta tendencia está pasada de moda y, a menos de que seas Johnny Deep, un pirata del caribe o un “harlista”, es mejor guardarlas en el closet mientras vuelven a ponerse de moda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *