Hábitos matutinos que te llenan de energía

Hábitos matutinos que te llenan de energía. Lunes por la mañana… ¡y ya estamos de mal  o con el ánimo por los suelos! ¿Te suena? Nuestra  cotidiana y la multitud de asuntos que debemos resolver hacen que nuestra visión de las cosas se perturbe. De vez en cuando, sentimos la necesidad de renovar nuestra energía y sacudir el pesimismo a través de hábitos que te llenen de energía.

Pensamos que unas vacaciones lejos del mundanal ruido o un fin de semana en la playa nos ayudarán a recuperar el sentido de las cosas. Sin embargo, pocas veces pensamos que con sólo disciplinarnos y realizar una  de hábitos matutinos, podemos cambiar nuestra energía y transformarla en buena vibra.

¡Cárgate de energía!

1. Estírate. Estira cada una de tus extremidades durante 15 segundos. Antes de abrir tus ojos, levanta un brazo y comienza estirando cada dedo, luego la mano, la muñeca y al finalmente toda la extremidad. Repite con el otro brazo. Luego los dedos de los pies, tobillos y piernas. Termina estirando el cuello y la espalda para levantarte de la cama.

Lo que acabas de hacer es calentar tus músculos y articulaciones y has mejorado el flujo de sangre en el cuerpo, dándole una dosis extra de oxígeno (y energía) a todos tus tejidos.

2. Toma un vaso de agua. Dado que has estado en ayuno toda la noche, despertarás deshidratado/a. Lo más recomendable es beber un vaso de agua tibia con jugo de limón. Esta simple acción te limpiará el organismo, te removerá los intestinos y te pondrá en marcha para hacer un buen desayuno y preparar tu jornada.

3. Escucha música de 10 a 15 minutos. Si es música clásica mejor. No hay nada como una pieza de Mozart para empezar el día con buen ánimo. Este simple hábito le permite a tu pensamiento creativo ponerse en acción, de acuerdo con la Universidad de Illinois.

4. No te apresures. Pon tu alarma 15 minutos antes para que no tengas que saltar de la cama y corras toda la mañana. Mentalmente ve tomando las decisiones de tu día: empieza por escoger tu vestuario, accesorios y termina con las decisiones que debes tomar en el día. Recuerda que estos preciosos minutos son absolutamente tuyos. Disfrútalos.

5. Incrementa tu ritmo cardíaco. Un poco de ejercicio siempre viene bien por las mañanas. Dedica 30 minutos a hacerlo: corre, camina por el parque o súbete a la caminadora. Diversos estudios han demostrado que ejercitarse por la mañana produce una explosión temprana de endorfinas, las que te ayudarán a sentirte bien durante la mayor parte del día.

6. Muestra afecto. Hacer contacto con la gente o los animales que amas y que te rodean alivia el estrés y le da un comienzo positivo a tu día. Si tienes hijos, acurrúcate a su lado y ve despertándolos poco a poco. Que esta sea una ocasión para demostrarles afecto sin reñirles. Aprende a decir “te quiero” cuando lo sientas. Esto te provocará una oleada de felicidad durante toda la jornada, según un estudio de la Universidad de California en Riverside.

7. Disfruta de una buena ducha. Esto no quiere decir que te pases horas bajo el agua. Se trata, más bien, de que sientas cómo se va limpiando tu piel de los sudores nocturnos e imagines cómo se va preparando para recibir tu crema diaria o el perfume que más te gusta.

Recuerda que la energía se mueve cíclicamente. Si empiezas a pensar en cosas buenas, las vibraciones energéticas se amplifican y por lo tanto comienzan a multiplicarse.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *