¿Es realmente seguro el reconocimiento facial?

El reconocimiento facial es una de las grandes promesas de los últimos años. Las empresas que apostaron por este sistema de seguridad biométrico lo han adoptado tanto a teléfonos móviles como a ordenadores. Tenemos dentro del reconocimiento facial diferentes versiones con distintas tecnologías. Estas tecnologías otorgan mayor o menor precisión lo que nos da una mayor o menor seguridad.

La llegada del reconocimiento facial fue esperada por dos sectores. Aquellos que estaban deseosos por esta tecnología y sus detractores que la veían poco avanzada en comparación al lector de huellas. Por el momento hemos visto varios escándalos en cuanto a la fiabilidad de su seguridad. El ultimo ha sido protagonizado por Windows Hello, el reconocimiento facial de Windows 10.

Diferencias en las tecnologías de reconocimiento facial

¿Es realmente seguro el reconocimiento facial en Windows 10, iPhone o Android?

En primer lugar, tenemos que explicar las diferentes tecnologías de reconocimiento facial. Como hemos dicho anteriormente, cada empresa usa su tecnología propia. Por lo que no tenemos un estándar del que partir a la hora de comparar esta medida de seguridad. Así que primero explicaremos las diferentes y principales tecnologías usadas por las empresas y luego veremos su fiabilidad.

A la hora de explicar el reconocimiento facial tenemos que diferenciar según el fabricante y el sistema operativo. En concreto tenemos los teléfonos Android, por un lado, los móviles de Apple con iOS y los ordenadores con Windows. Hay que matizar que no por tener estos sistemas operativos han de contar con reconocimiento facial.

Reconocimiento facial en Apple

Apple este año opto por eliminar el Toud ID y remplazarlo por el Face ID en su iPhone X. El reconocimiento facial de Apple funciona de la siguiente manera. Para empezar, necesitamos escanear nuestra cara. Pero no solo como imagen plana, si no que debemos moverla en diferentes ángulos. Esto es porque los sensores crearan un modelo 3D de nuestra cara.

El modelo 3D que se crea es lo que luego se usará como medida para el desbloqueo. Para que este modelo sea seguro se utilizan varios sensores. En concreto el que crea este modelo 3D es un proyector que hace que miles de puntos incidan en tu cara. Con esto se puede crear un modelo que muestre la profundidad o las diferentes marcas en la piel. Asimismo, también contamos con un sensor infrarrojo que permite que podamos usar el reconocimiento facial en la oscuridad.

Reconocimiento facial en Android

El sistema operativo desarrollado por Google es usado por las diferentes marcas por lo que cada una usa un reconocimiento facial diferente. Pese a ser diferentes tienen una cosa en común y es que no funcionan como el Face ID de Apple. No escanean el rostro para crear una imagen en tres dimensiones. Tampoco cuentan con escáneres específicos para esta medida de seguridad, sino que todo se realiza con la cámara frontal. Siendo concretos el reconocimiento facial es un sistema de seguridad que lleva en Android bastante tiempo y que se puede activar en cualquier teléfono Android.

Lo que diferencia el reconocimiento facial incluido en todos los teléfonos Android al reconocimiento facial especifico es únicamente el software que utilicen. Cada marca que apuesta por esta seguridad implementa un software propio que mejora la experiencia y hace mucho más fiable esta seguridad. El escaneo de un rostro se realiza de manera plana. No necesitamos mover nuestra cara en diferentes ángulos ya que capta solo una imagen fija.

Reconocimiento facial en Windows 10

El sistema operativo de Microsoft ha cambiado a lo largo de los años. La última versión está acorde con la era en la que estamos. Esto es así por la apuesta de los fabricantes por medidas de seguridad como lectores de huellas en sus portátiles. Microsoft ha tomado esta iniciativa y ha creado Windows Hello que es una medida de seguridad común. En ella convergen la información de los lectores de huellas como el reconocimiento facial.

Windows Hello funciona de la siguiente manera. En primer lugar, debemos contar con un dispositivo con Windows 10 actualizado a la última versión. En concreto a Windows 10 Fall Creators Update. Una vez contemos con todo esto lo que tenemos que hacer es configurar nuestro rostro ayudándonos de Cortana para que nos guie o nos indique donde hacerlo. Si nuestro ordenador cuenta con lector de huellas también podemos configurar esta medida de seguridad.

Una vez más este reconocimiento facial no cuenta con ninguna cámara especifica o dedicada. Todo se realiza con la cámara frontal y el escaneo como en Android se realiza de una imagen plana de nuestro rostro. No escanea la profundidad.

Seguridad y problemas en el reconocimiento facial

La promesa que hicieron las marcas a la hora de incluir el reconocimiento facial fue que sería más rápido y más seguro que el lector de huellas. A día de hoy sigue estando por detrás del lector de huellas. Lo que sucede es que el reconocimiento facial no ha avanzado tanto como para plantarle cara al lector de huellas.

En los diferentes sistemas operativos ha habido fallos. El más reciente ha sido con Windows Hello, donde han conseguido saltarse la seguridad de Windows Hello. Esto ha sido posible porque una función denominada “anti-spoofing” se encuentra desactivada en anteriores versiones de Windows 10. Esta función en resumidas cuentas evita que puedas suplantar una identidad.

Lo que ocurre es que al tener esta opción desactivada cualquiera con un poco de ingenio puede suplantar nuestra identidad. Han necesitado una fotografía en infrarrojos de la persona propietaria del ordenador. La han impreso y con ello han conseguido traspasar la seguridad de Windows Hello y dejar en evidencia su reconocimiento facial. Pero esto se puede paliar de una manera, hemos dicho que la opción de “anti-poofing” está desactivada. Pues tenemos que reconfigurar Windows Hello, que escanee nuestra cara de nuevo y asegurarnos que la opción “anti-spoofing” esté activada.

Dentro de Android se han visto casos en los cuales se ha podido desbloquear con una simple fotografía. Pero dentro de los teléfonos Android ya se especifica que el reconocimiento facial es menos seguro que la huella dactilar o incluso una contraseña. En concreto muchos teléfonos como el Samsung Galaxy S8 o el Samsung Galaxy Note 8 cuentan con reconocimiento facial pero además cuentan con un lector de huellas y escáner de iris. Por lo tanto, tienes más medidas de seguridad.

Apple con su iPhone X desecho el lector de huellas para apostar por el reconocimiento facial. Esta fue una decisión arriesgada, pero según Apple el Face ID es igual o más seguro que el Touch ID. A la hora de la practica vemos que esto no es del todo cierto. El caso que más ha llamado la atención es en el que un niño es capaz de desbloquear el teléfono de su madre usando únicamente su rostro.

Esto es así porque el Face ID de Apple no es perfecto y en un niño que aún no ha desarrollado sus rasgos estos se asemejan mucho a los de sus progenitores. En este caso el de su madre, teniendo unos rasgos muy similares es capaz de engañar al teléfono de su madre y a su reconocimiento facial sin ningún problema.

Reconocimiento facial sí, pero no como única medida de seguridad

Hemos visto como el reconocimiento facial por el momento se encuentra en pañales. Le queda mucho por avanzar en comparación al lector de huellas. El avance tecnológico para su mejora se llevará a cabo, pero está claro que es un camino que tienen que recorrer las diferentes empresas. Por el momento lo que esperamos es que si apuestan por esta tecnología no lo hagan como única medida de seguridad.

Esta tecnología ha de verse complementada por otros sensores como el lector de huellas o el escáner de iris. Para que así de al usuario la posibilidad de elegir el tipo de seguridad con la que quiere bloquear su teléfono. Empresas como Samsung o OnePlus han apostado por hacerlo de esta manera. Ofrecen el escaneo facial, pero lo complementan con un lector de huellas y además con escáner de iris en el caso de Samsung.

Como usuario nuestra recomendación es que si quieres usar el reconocimiento facial lo hagas, pero en primer lugar configures una contraseña, pin o patrón seguro. Además de que no te fíes del todo de este tipo de tecnología al menos por el momento ya que le queda mucho que avanzar para llegar al nivel del tan extendido lector de huellas.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: