El Motorola RAZR MAXX supera al iPhone 4S en ventas

El mercado de los smartphones ha evolucionado muy rápido y Apple, a pesar de que sigue vendiendo su iPhone a ritmo de récord en récord, parece que en ciertas parcelas empieza a desfallecer. Así lo constata un analista que ha tomado la referencia de Verizon, que actualmente vende más el Motorola RAZR MAXX que el iPhone 4S.

La explicación habría que buscarla en que muchos usuarios estadounidenses empiezan a mirar más las prestaciones de los terminales que el propio prestigio del iPhone de Apple. Si a este determinante le sumamos el avance tecnológico que han experimentado los smartphones Android de alta gama, el resultado es el mostrado a continuación.

¿Un primer aviso?

A pesar de que en los otros dos grandes operadores el iPhone 4S sigue siendo el rey, en Verizon las cosas empiezan a desviarse, al menos según las estadísticas de los analistas. Y es que los clientes de la operadora demandan cada vez con más intensidad teléfonos capaces de aprovechar la red de última generación de la compañía. Desde hace meses, Verizon ofrece planes de datos bajo la red 4G, con tecnología LTE. En EEUU estas redes de alta velocidad son el boom y los usuarios buscan la manera de aprovechar sus prestaciones.

Innovación, un aspecto que no hay que descuidar

Dado que la actual generación de smatphones de Apple no permite conectar a redes LTE, un destacado porcentaje de clientes de Verizon se han visto seducidos por otros modelos que sí lo son. Es el caso del recién llegado Motorola RAZR MAXX, un terminal que en su versión LTE es perfectamente apto para las redes de Verizon. Si a este detalle le sumamos la generosa batería que esconde este smartphone en su interior -3.300 mAh para ser exactos- tenemos un teléfono que no solo proporciona acceso ultrarrápido a Internet, sino que garantiza una autonomía mucho más extensa que la proporcionada por la mayoría de modelos del mercado. En este punto conviene destacar que las redes 4G tienen un inconveniente, y es que requiere un mayor gasto energético por parte de los smartphones.

¿Quiere esto decir que Apple debe actualizar y adecuar al uso de los actuales usuarios su iPhone? Posiblemente. De lo contrario, podría ver perjudicadas sus ventas ante la expansión de otros modelos más preparados tecnológicamente hablando. No obstante, habrá que esperar a octubre, a priori la fecha en la que Apple presentará al mundo su nuevo iPhone, el iPhone 5. Entre las especificaciones que se menciona que tendrá el próximo teléfono de Apple sí que figura la conectividad LTE, al igual que una pantalla de mayor tamaño, aunque eso sí, las malas lenguas hablan de una batería de semejante capacidad a la vista hasta ahora, unos 1.400 mAh. ¿Serán suficientes estas innovaciones para hacer frente a la competencia? ¿Experimentará Apple una reducción de las ventas a pesar de presentar nuevo modelo? Es pronto para asegurar. Lo que sí sabemos es que el tramo final de este 2012 será vital para Apple.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *