El iPhone 5C es todo un fracaso en China

El iPhone 5C es todo un fracaso en China. Los datos recopilados desde que fueran lanzados comercialmente los iPhone 5S y iPhone 5C no ofrecen lugar a dudas. El primer modelo roba todo el protagonismo al iPhone con carcasa de plástico. Y es que las ventas de ambos modelos alcanzan su punto más dispar en China, donde el iPhone más potente multiplica por ocho la demanda  del iPhone 5C.

Colores disponibles del iPhone 5C

Desde el mismo momento que Apple fijó los precios de las distintas versiones del iPhone 5C condenaba al modelo al ostracismo. La escasa diferencia de precio entre ambas versiones de iPhone decantaba desde un primero momento la balanza del lado del iPhone 5S. Las prestaciones, materiales utilizados e innovación han tenido mayor tirón frente a los escasos 70 euros de diferencia en el precio.

La diferencia entre versiones se acentúa

A pesar de que Apple aún no ha hecho oficiales las estadística de ventas por separado de los dos equipos, diferentes informes y datos nos han permitido ver la cruda realidad. Esa es que el iPhone 5C ha quedado totalmente relegado a un segundo plano, incluso en un mercado como el chino en el que la firma tenía depositadas grandes esperanzas. Sin embargo, ha sido en China donde por el momento se sabe que hay mayor diferencia entre la demanda del iPhone 5S y el iPhone 5C.

Tan abultada es la diferencia que los últimos datos que llegan a través de diferentes distribuidores en el país asiático indican que las ventas de ambos modelos están totalmente descompensadas. El primer indicio lo tenemos en la reacción de Apple, que ha reducido el número de pedidos del colorido smartphone. La explicación parece obvia y es que la firma californiana se habría visto obligada a rectificar el stock de su nuevo iPhone.

Ocho a uno

El segundo indicio no es más que el volumen de ventas de los dos equipos. A pesar de las fuertes rebajas aplicadas al precio del iPhone 5C, el estímulo no ha sido suficiente para levantar la demanda del equipo. Según las propias cuentas de los distribuidores en China el iPhone 5S gana la partida al iPhone 5C con una relación de 8 a 1 a favor del primero. Esto quiere decir que por cada iPhone 5C vendido se distribuyen ocho iPhone 5S. Una fracción un tanto elevada que demuestra, por un lado la buena salud del modelo más potente y por otro el nefasto resultado del modelo ligeramente más económico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *