Cosas que debes evitar al mandar un correo electrónico

Si en otras ocasiones te hemos enseñado cómo escribir un email y lograr que te respondan o cómo escribirle a un desconocido -lo que se denomina emailing a puerta fría-, en esta ocasión vamos a destripar aquellas malas prácticas usando el correo electrónico que pueden provocar que siembres rechazo, odio o incomodidad entre los destinatarios de tus mensajes.

No se trata de embellecer la prosa de tus correos ni pararte un siglo a elaborar el contenido de cada mensaje. Lo fundamental es no incurrir en acciones molestas o poco profesionales que te desacrediten o que entorpezcan el trabajo de otras personas. Si quieres mejorar con creces, te invitamos a conocer a continuación las 21 cosas que no debes hacer al enviar un email. 

21 cosas que no hacer al enviar un email

  • Enviar correos electrónicos como “urgentes” cuando no lo son: Esto es como el cuento de Pedro y el lobo. O como dice Rosemary Haefner, directora de recursos humanos de CareerBuilder, si abusas de esta práctica, cuando tengas que enviar uno realmente urgente, nadie te hará caso.
  • Mayúsculas a tutiplén: Ponerlas en todos los asuntos es molesto ¡Parece que estás gritando! Además de “apagar” las mayúsculas, declina el uso de signos de exclamación.
  • Ser demasiado casual: Especialmente si no conoces a tu destinatario, la informalidad te restará profesionalidad, por lo que debes evitar las citadas exclamaciones, los emojis, el texto en colores, las fuentes tipográficas infantiles al estilo de Comic Sans o la escritura abreviada tipo SMS. Además, tal y como señala Rosalinda Oropeza Randall, autora del libro “Don´t Burp in the Boardroom” remarca que seas formal, “teniéndolo especialmente en cuenta si trabajas con personas de diferentes generaciones, que tienen barreras idiomáticas o prefiere un tono más tradicional”. 
  • Tampoco seas un robot: No seas demasiado rígido. Puedes ser educado y formal y a la vez “agregar un poco de entusiasmo o personalidad a tus correos electrónicos”, como recomienda Vicky Oliver, autora de “301 smart answers to tough business etiquette questions”. Deben reflejar una presencia humana tras ellos, y no parecer que es un autómata quien los envía.
  • Responder a todos sin ton ni son: El correo electrónico es una herramienta de comunicación, no una fiesta ni una sala de juegos. Si utilizas la opción “Responder a todos” ante un correo enviado a un grupo, solamente debes hacerlo si es necesario que todos reciban tu feedback. De lo contrario, envíaselo únicamente a la persona que lo envió.
  • Reenviar información ajena sin consentimiento: Debes extremar la precaución con las cadenas de correo electrónico. Si alguien ha compartido información personal, no debes reenviar sin más, ya que podrías ocasionar problemas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *