Conoce el cargador definitivo para tu iPhone

Si hay un punto negro en lo que a uso y disfrute del iPhone de Apple se refiere, creo que muchos estaremos de acuerdo que ese es la vida útil de su archiconocido cable, el Lightning. Hace tiempo ya que Apple, mediante sus actualizaciones, inhabilita el uso de cables no homologados impidiendo su uso, obligando indirectamente a sus fans a quedarse con el original, el cual tiene una vida útil, según  algunos usuarios, insuficiente para el precio que tiene (actualmente 25 € en la tienda Apple), nada que ver con los estandarizados micro USB que podemos utilizar para cualquier Android o Windows, tableta o teléfono.

magnus-cable1_1024x1024_6a35b944-9c0a-475f-b645-a4eb06f109cc_1024x1024

Esta situación ha creado un hueco de mercado, que antes o después alguien tenía que cubrir, una oportunidad esperando para ser aprovechada. Y ahí es donde entra en juego el cargador Magnus de la marca Neoyorkina Kwik.

Cómo ellos mismos cuentan en su página web  “Hemos creado un cable tan especial, tan poderoso, y tan bonito, que tu iPhone se verá literalmente atraído hacia él. Montado con un conector magnético especial y perfectamente equilibrado, tu cable Kwik Magnus formará una unión perfecta con tu iPhone para cargarlo rápidamente, y se soltará justo cuando lo necesites. Si estabas buscando el mejor cable Lightning jamás producido, tu búsqueda ha terminado.”

Como se ve en el vídeo, el cargador lleva implantado un imán, al más puro estilo de los propios cargadores de Macbook, y según ellos afirman, la velocidad de carga promete multiplicarse. Así lo expresan:

“El cargador Kwik nació originalmente en Nueva York cuando los avances tecnológicos en la industria de la telefonía móvil permitieron que los nuevos iPhones se cargaran a mayor velocidad”.

Tras miles de horas de investigación, desarrollo y certificación, fueron capaces de lanzar un cargador capaz de cargar un iPhone en un tiempo récord. En 2014 este producto pasó las rigurosas pruebas de calidad que Apple exige para los accesorios no oficiales de sus dispositivos. Este producto está dedicado a todas las personas que se dan cuenta que su batería está baja y se dedican a esperar impasibles a que su  iPhone cargue a un ritmo del 1%. Está claro que este nuevo cargador marcará un antes y un después en la experiencia de uso de los propietarios de los teléfonos inteligentes de Apple.

product-image_1024x1024_grande_e790efd0-b1a8-4028-a3d2-1744f47705bb_grande

¿Estaremos ante el cable definitivo, el cable milagroso? Ahora mismo Kwik sólo vende su ambicioso producto vía web, y su precio iguala al cargador original, 25 €, lo cual es una apuesta arriesgada, más les vale entonces que su cargador sea tan bueno como ellos proclaman. El tiempo dirá y, como ha pasado ya con los auriculares Beats, si Apple los acaba comprando será la prueba definitiva de que eran realmente buenos. ¿Es posible que este tipo de cargador lo incorpore el futuro iPhone 7?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *