Componentes del Apple Watch al descubierto

De la mano de iFixit llega un completo despiece del Apple Watch. Una disección con la que tenemos la oportunidad de conocer con todo lujo de detalles el interior del reloj inteligente de la manzana mordida, además de descubrir algunos detalles de sus características, tales como el sensor de ritmo cardíaco, que esconde un oxímetro. A través de una completa galería de imágenes también tendremos oportunidad de conocer el diseño al milímetro del compartimento interior así como la disposición de todos los componentes del reloj.

Apple-Watch-desmontaje

Al igual que Foxconn ha tenido dificultades para ensamblar el Apple Watch, iFixit nos expone en su particular análisis la dificultad para reparar el reloj inteligente de Apple. A partir del desmontaje de todas y cada una de las piezas que componen el wearable es posible determinar detalles técnicos y de ensamblaje a los que nunca antes habíamos tenido acceso.

Reloj de Apple

Componentes externos

En primer lugar apreciamos el sistema de anclaje de la correa, determinado por una clavija retráctil. Su manipulación es sencilla y no requiere demasiado esfuerzo para que la pulsera pueda ser retirada.

Aunque con algo más de dificultad, la pantalla AMOLED del Apple Watch también puede ser retirada con relativa facilidad, eso sí, con la herramienta adecuada. La mayor dificultad en este terrero es la desconexión de los cables que unen el digitalizador, display y placa base.

Una vez retirada la pantalla tenemos acceso al compartimento interior del smartwatch. Desde aquí se puede acceder a la batería (de 205 mAh) con relativa facilidad. Tan solo hay que despegar el adhesivo que la sujeta a la caja interna del reloj.

sistema de circiotos Taptip

Adentrándonos en las tripas del Apple Watch

Más abajo nos topamos con el procesador Apple S1, SoC que va anclado a la placa base. Los tornillos encontrados a este nivel no responden al patrón de los más conocidos como Philips o Torx. A este respecto cabe indicar que los chicos de iFixit determinan que, por el alto grado de conexiones de cables existentes en torno al procesador, se hará difícil reparar cualquier pieza y lo más socorrido será sustituir componentes.

Antena WiFi y Bluetooth del Apple Watch

Uno de los detalle descubiertos es la introducción de una pequeña antena en el compartimento interior, justo pegando a la pared interna de la caja metálica del reloj, para el WiFi y Bluetooth. Asimismo trasciende la junta tórica que mantendrá sellado el compartimento interior del exterior.

Sensores del Apple Watch

Otros detalles que esconde la carcasa del smartwatch

Entre otros de los secretos que se divisan en la disección encontramos un puerto de pines al lado de los enganches de la correa, posiblemente cono conector. Del mismo modo a este nivel el tamaño de los tornillos disminuye hasta hacer complicado seguir con el desmontaje.

Bateria del Apple Watch

El resto de componentes también facilita algún que otro detalle que desconocíamos. A este respecto nos referimos a, por ejemplo, a la solución mecánica implantada por Apple en los botones externos para que los usuarios interaccionen con el reloj inteligente.

Apple-Watch_6

Si seguimos desmontando llegamos al “hueso”. Y es que debajo de ese sofisticado invento de la tecnología moderna se encuentra el sensor de ritmo cardíaco, entre otros. Éste primero incluye a su vez un oxímetro que permite ofrecer datos más precisos en las mediciones realizadas por el modelo.

Piezas del Apple Watch

En definitiva, iFixit puntúa el desmontaje, de cara a posibles arreglos, con una nota de 5 puntos sobre 10. Lo principal es el tipo de tornillos utilizados, más pequeños que los habituales. Asimismo, el hecho de que la práctica totalidad de los componentes vengan soldados a la placa base donde se aloja el procesador hace muy difícil su reparación. Sin lugar a dudas un trabajo de gran importancia y peso en el mercado de wearables.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *