Cómo descargar vídeos privados de Instagram Direct

La realidad está convirtiendo a Instagram en una aplicación de mensajería. Y es que, desde que llegase Instagram Direct, muchas cosas han cambiado en la que se hacía llamar red social de fotografía. Y otras cuantas que aún están por amoldarse para parecerse un poco más a WhatsApp. Eso sí, siempre apostando por los contenidos efímeros como las fotos y vídeos de las Instagram Stories. Elementos que también están en el aparatado de mensajería de Instagram y que pueden no ser tan efímeros… Sigue estos pasos si quieres saber cómo capturar todos estos elementos.

Capturas de pantalla clásicas

En la actualidad es posible compartir pequeños vídeos de unos cuantos segundos a través de Instagram Direct. Es decir, de los chats dentro de Instagram. Son como una story pero con la salvedad de que solo se pueden reproducir una o dos veces. Tras esta acción el vídeo desaparece para siempre. Y exactamente lo mismo pasa con las fotografías que se envían por el mismo canal. Una vez que se ven, adiós.

capturar vídeos de Instagram Direct

La captura de pantalla clásica, la que permite tomar una fotografía de la pantalla del terminal, puede funcionar hasta cierto punto. Lo primero que hay que entender es que se trata de una fotografía estática. Así que solo toma una captura rápida del vídeo. Lo segundo es que Instagram alerta de esta práctica al interlocutor. Por lo que tomar capturas de pantalla puede delatarte con una notificación en la conversación. Solo queda como alternativa, pues, hacer una captura en vídeo.

Captura en vídeo

Aplicaciones como AZ Screen Recorder, disponible gratis para móviles Android, permite grabar en vídeo la pantalla del móvil. De hecho cuenta con varias opciones para configurar el bitrate, resolución y calidad de la captura. Y lo más importante, puede usarse para capturar cualquiera de los vídeos recibidos a través de las conversaciones de Instagram Direct.

capturas en vídeo az screen recorder

Basta con ponerlo en marcha antes de acceder a algún mensaje pendiente de Instagram Direct. Una vez que la grabación está en marcha, podemos movernos por el móvil con soltura y sin ningún tipo de restricción. Así, solo queda pulsar sobre la notificación de Instagram o moverse al chat privado y reproducir finalmente el vídeo que estaba por ver.

La aplicación captura sonido y movimiento. Es decir, el contenido resultante es un vídeo del vídeo original. Suficiente para tener testimonio gráfico y animado del contenido original. Quizá no con la misma calidad, y con un proceso de grabación algo más arduo, pero eficaz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *