Cambios que traerá el Samsung Galaxy S8

Con todos los principales terminales de Samsung ya presentados y con la vista puesta, si nada se tuerce, en el próximo Mobile World Congress 2017, empiezan a llegar los primeros rumores sobre el Samsung Galaxy S8 y el último es de lo más jugoso con todos los cambios que aportaría este nuevo terminal.

 samsung-prototipo

Desde Sammobile, bien enterados como están siempre de la actualidad y lo que prepara la empresa coreana, se hacen eco de un informe que recoge unos pocos cambios que nos traerá el Samsung Galaxy S8 que están preparando ya para el año que viene.

Según la fuente de Sammobile, que por otra parte recoge bastante de los rumores que ya se han comentado sobre el equipo, se indica que uno de los objetivos de la compañía con el Galaxy S8 es quitarse de encima la mala prensa recogida por el Note 7. Para ello quiere preparar un equipo que deje a todo el mundo con la boca abierta y que empezaría por eliminar el botón Home frontal para integrar el sensor de huella dactilar bajo la pantalla.

Cambios en la pantalla y en la cámara del Samsung Galaxy S8

La pantalla continuaría siendo “Edge”, es decir, con la doble curvatura a la que estamos acostumbrados pero en esta ocasión se extendería de tal forma que dejaría de tener marcos alrededor de ella. Sería, como también se comenta para el iPhone 8, totalmente “bezel-less”.

Samsung Galaxy S8 concepto

También tomará otra moda que ha aparecido este año en el mercado, no con el iPhone 7 sino mucho antes con otros fabricantes como LG o Huawei, la doble cámara. Aunque de momento, se indica desde el informe, es una decisión aún no tomada en firme y podrían cambiar de decisión en este punto. Es algo que, al menos, se está valorando – y probablemente habrá algún prototipo por ahí rodando -.

El Samsung Galaxy S8 podría llegar antes de lo previsto

Por otra parte, aunque aún se mantiene el MWC 2017 como fecha de lanzamiento, se habla de que la empresa podría acelerar los pasos de fabricación y comercialización, pudiendo ver la presentación del equipo mucho antes, quizás en el CES de Las Vegas. Un lanzamiento temprano del equipo serviría a la compañía para compensar las pérdidas con el Note 7 – aunque las previsiones de resultados para el tercer trimestre aún arrojan saldo positivo para Samsung a pesar de todo -.

Evidentemente, todos estos rumores no son oficiales y provienen de fuentes de la industria que, veremos si al final se hacen realidad ya que también se ha comentado que la compañía seguirá los pasos abandonando el minijack como lo ha hecho Apple.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *