Apple pagara 204 millones de euros por infringir patente

Parece que Apple va a tener que pasar por caja y darle un buen pico a la Universidad de Wisconsin por haber utilizado sin el permiso pertinente tecnología que no habían desarrollado los de Cupertino para dar potencia a sus smartphones y tablets del año 2013. Es decir, los iPhone 5s y los iPad Air.

chip-a7-apple

Sentencia y multa

Así lo ha entendido un jurado de EE.UU. que condenó a Apple el pasado martes y que hace escasas horas, ya ha cuantificado, por lo que deberá pagar 234 millones de dólares (unos 206 de euros) por saltarse a la torera una patente tecnológica propiedad de una fundación vinculada con la Universidad de Wisconsin y que se había utilizado para incorporarla a la familia de chips A7 de los de Cupertino.

Aun así, Tim Cook y compañía deberían darse por agradecidos porque la demanda pedía algo más de 860 millones de dólares de compensación y fue el jurado en el que en su decisión condenatoria, bajaba esa cantidad (casi) a una cuarta parte. Por cierto, Intel ya fue acusada de algo parecido en 2008 por la misma Universidad y, del mismo modo, todo terminó con una condena al demandado aunque, entonces, no trascendió el importe de la indemnización.

Perfil del iPhone 5s

Esta demanda que ha caído sobre las cuentas de Apple fue interpuesta a principios de 2014, cuando apenas llevaban unos meses en el mercado los nuevos dispositivos que llegaron entre septiembre y noviembre de 2013. Posteriormente, entraron en la demanda los terminales aparecidos en 2014, los iPhone 6 y 6 Plus, que también se habían servido en sus A8 de la patente número 5.781.752 que la describe como «circuito para la gestión de datos basados en tablas para ordenadores con procesamiento en paralelo».

Apple ha anunciado que va a recurrir y, seguramente, mantener la línea de defensa emprendida durante todo el juicio que fue, según testigos de las sesiones, la de demostrar que la patente en cuestión no era válida y por tanto la aplicación en los dispositivos nunca se llevó a efecto. Hay que recordar que el A7 fue el primer SoC de los de Cupertino de 64 bits, a diferencia del modelo anterior comercializado en 2012.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *